Para el aspecto de Freddy Krueger, el director Wes Craven se basó en el de un ladrón que sorprendió en su casa cuando era pequeño y que tenía el rostro desfigurado y la misma vestimenta.

El origen del nombre se debe a que así se llamaba un compañero de colegio que lo agredía.

Según el guión original, el sueter de Freddy Krueger era de color rojo y amarillo, pero al final Wes Craven lo cambió por rojo y verde tras leer que estos dos últimos colores eran más llamativos al ojo humano.

 
 
 

Volver a portada ...